Presentación del blog

¡Saludos a tod@s!

Como su mismo nombre indica, este blog está destinado a recoger, paso a paso, todas mis salida, excursiones, rutas y viajes. Siempre a pié. Pequeñas escapadas, visitas a pueblos, rutas cortas, largos recorridos... Pero siempre a pie.

Mi idea es dar a conocer y compartir con todos mis lectores esos maravillosos rincones que muchos desconocemos y pasamos por alto, cuando están ahí, muy cerca de nosotros. O no tan cerca...


domingo, 26 de julio de 2015

ESTANY DE SANT MAURICI - Cascada de Ratera - Estany de Ratera - Refugi d'Amitges - Port de Ratera

Ruta realizada el día 26 de julio de 2015
Recorrido: unos 22,2 km
Desnivel acumulado: 1.320 metros.
Caminantes: Trotacamins de Martorelles, Ana Rodriguez y yo.


Estany de Sant Maurici, una maravilla de visita obligada...

Para disponer de tiempo suficiente para hacer esta ruta con tranquilidad nos hemos cogido dos días, en este caso el 25 y 26 de julio de 2015.
Esta es una ruta circular, aunque de regreso tenemos que deshacer un buen tramo de camino por el que ya pasamos a primera hora.

Sábado día 25
Nos desplazamos hasta Espot, donde pasamos la noche en unos apartamentos que ya tenemos reservados desde hace tiempo.

De camino hacia Espot.

El trayecto hasta Espot es largo, pero si lo amenizamos con alegres charlas y con algunas paradas, en miradores de carretera, o en Sort, pueblo que cruzamos y en el que no podemos abstenernos de comprar unos décimos de lotería, puede resultar bastante llevadero.

Parada en Sort, en la Bruixa d'Or

Llegamos a Espot a media tarde, y empezamos por distribuirnos en los apartamentos que tenemos reservados.

Espot

La cena, en un restaurante en el que nos sirven generosas raciones de buena comida y, para los más expeditivos (o alocados, no se....), una copa en Llavorsí, a donde nos desplazamos por ser la Fiesta Mayor, en busca de un poco de marcha o.... ¡a saber qué! Aunque lo mejor de todo es pasarlo bien y divertirse, todo y sabiendo que aunque hayamos llegado al apartamento a las dos de la madrugada, mañana a las seis tenemos que estar en pie....

Domingo día 26
Abandonamos los apartamentos sobre las siete de la mañana, y nos acercamos con los coches hasta el párking que hay a unos cuatro kilómetros más arriba.
Las primeras luces del día parecen anunciar que éste va a ser espléndido y con sol radiante.

El día promete.....

Empezamos a caminar por una ancha pista forestal, alternando algunos tramos de preciosos senderos, en suave ascenso, y junto al río Escrita.

Precioso entorno...

El paisaje es magnífico y el sol naciente empieza a iluminar las cimas de las montañas más altas.
Pasamos por la Ermita Sant Maurici, donde hay una fuente de caño generoso y de agua helada, y seguimos hacia el Estany de Sant Maurici.

Y espesos bosques, de los que parece estar
a punto de salir algún duende....

No tardamos mucho en llegar ahí, puesto que el camino es bueno y el ascenso bastante suave.
Pasamos un buen rato junto a las aguas del majestuoso Estany de Sant Maurici, admirando los bellos colores y los reflejos de las montañas en sus tranquilas aguas, favorecidos por un dia radiante.

Belleza de ensueño

Bordeamos un poco el lago y tomamos un sendero que nos lleva hasta la cascada de Ratera, un espectacular salto de agua que hace que nuestras cámaras de fotos empiecen a sacar humo...

Cascada de Ratera

Tras la exhaustiva sesión de fotos, retomamos el sendero, ahora ya en marcado ascenso, hasta llegar a la parte alta del espectacular salto de agua que hemos visitado hace unos minutos. Seguimos el sendero, y llegamos a l'Estany de Ratera, punto ideal para recuperar fuerzas con un buen desayuno.
Con las pilas bien cargadas seguimos adelante.

Estany de Ratera

Unos pocos metros más adelante llegamos a uncruce. Es en este punto donde empieza lo que será la parte circular del recorrido.
Tomamos el sendero de la derecha, en dirección al Refugi d'Amitges, y volveremos por el de la izquierda.
Dejamos atrás l'Estany de Ratera, pasamos junto a l'Estanyol de Ratera, en el que podemos observar una buena cantidad de truchas, y l'Estany de la Bassa, que también dejamos atrás.

El camino se vuelve más exigente. Pero se compensa por las bellas vistas.

A partir de aquí el desnivel de subida se vuelve más exigente. hasta que llegamos al Refugi d'Amitges.
Un paraje de gran belleza, con preciosas vistas desde el refugio.

Rodeados de belleza

Junto al refugio, l'Estany Gran d'Amitges, todo ello bajo las Agulles d'Amitges que presiden altivamente todo el entorno, confiriéndole una belleza muy especial.

Les Agulles d'Amitges.

Una breve parada en el refugio para tomar una cerveza y unas patatas que nos ayudan a reponer las fuerzas que vamos a necesitar todavía, puesto que aún nos queda un trecho para culminar la parte más alta de la salida de hoy.
Continuamos la marcha por un sendero que sigue ascendiendo sin piedad. Pasamos entre dos lagos: l'Estany dels Barbs y l'Estany de la Munyidera.

Estanys dels Barbs y de la Munyidera.

Y seguimos ascendiendo. Como si tuviéramos que llegar al cielo...
El camino es duro, pero las vistas que se abren ante nuestros ojos compensan todo el esfuerzo. Todo el camino y los lagos que hemos estado recorriendo quedan a nuestros pies...
Ya queda poco. Tras un tramo de duro ascenso, el camino se suaviza y por fin alcanzamos el Port de Ratera.

En Port de Ratera, rodeados de espectaculares paredes rocosas.

Este era nuestro gran reto. Llegar hasta el Port de Ratera.
Lo cierto es que todo el esfuerzo empleado ha valido la pena. Por su altura, las vista son excepcionales.
A nuestra derecha queda l'Estany del Port de Ratera, y a partir de este punto ya empezamos el descenso.

La belleza nos acompaña durante todo el descenso.

El camino  se hace largo. Las grandes piedras y el acusado desnivel hacen que nuestras rodillas se resientan un poco más de lo que desearíamos.
Pero poco a poco, con cuidado de no tropezar y bajar rodando, descendemos a pasos agigantados hasta l'Estany de les Obagues de Ratera.
Un paraje precioso se abre ante nosotros. Estamos llegando al cruce donde finalizaremos la parte circular de esta excursión.

Casi un paraíso....

En poco rato, ahora ya en un descenso bastante más suave, cerramos el círculo. Y en unos momentos volvemos a estar en l'Estany de Ratera.
Ahora sí que toca una buena parada y volver a reponer fuerzas.
Las transparentes aguas del lago, el calor y el esfuerzo que han hecho nuestros pies se merecen que nos descalcemos y nos adentremos en las frías aguas, hasta casi las rodillas.
Comemos nuestros bocadillos (o nuestras ensaladas) con gran calma, disfrutando de la paz y tranquilidad que ofrece este lugar de mágica belleza.
Ya repuestos iniciamos el camino de regreso.

La jornada se acaba, pero no la belleza....

Ahora sólo nos queda deshacer el camino que ya recorrimos esta mañana.
Pero aunque pueda parecer monótono, nada más lejos de tal cosa.
Es media tarde, y el tono y el brillo de las luces han cambiado del todo, ofreciéndonos una nueva visión del entorno que de nuevo parece hechizarnos, como si lo viéramos por primera vez.

Sant Maurici, con una luz diferente.

Volvemos a pasar por la Cascada de Ratera, nos detenemos de nuevo unos minutos en l'Estany de Sant Maurici y regresamos al párking donde tenemos los coches.

Una ruta de gran belleza que toca a su fin...

Esta ha sido una salida fantástica.
Un sol radiante nos ha acompañado durante toda la jornada, propiciando el disfrute de impresionantes vistas.
Y hemos podido comprobar que aun estamos en buena forma para superar retos como este. Tal vez un poquito más lentos que cuando éramos jóvenes, descansando más a menudo, pero alcanzando nuestros objetivos.
Como digo siempre, a levantarse del sofá y a caminar!

PARA VER TODAS LAS FOTOS CLIC AQUÍ

No hay comentarios:

Publicar un comentario