Presentación del blog

¡Saludos a tod@s!

Como su mismo nombre indica, este blog está destinado a recoger, paso a paso, todas mis salida, excursiones, rutas y viajes. Siempre a pié. Pequeñas escapadas, visitas a pueblos, rutas cortas, largos recorridos... Pero siempre a pie.

Mi idea es dar a conocer y compartir con todos mis lectores esos maravillosos rincones que muchos desconocemos y pasamos por alto, cuando están ahí, muy cerca de nosotros. O no tan cerca...


sábado, 11 de abril de 2015

MONTSENY - Viladrau - Matagalls pel Sot de les Cordes.

Ruta realizada el día 11 de abril de 2015.
Recorrido: 19 km.
Caminantes: en solitario.

Hoy me apetecía darle un poco de caña al cuerpo.
Y ya de paso, disfrutar de algún sitio interesante, por el que no hubiera pasado y que fuera un poco... diferente.

Hermosos parajes....

Bueno, creo que acerté de lleno.
Al Matagalls ya había subido. Pero no desde Viladrau. La última vez que subí lo hice a la manera clásica, el 26 de diciembre desde Collformic. Sólo subir y bajar, para quemar los extras de Navidad....
Alguien me comentó que se podía subir desde Viladrau por "el Sot de les Cordes".
No conocía este lugar y ahí que me lancé a investigar. El resultado, una ruta fantástica, llena de rincones de gran belleza y espectaculares vistas.
Una de las zonas más agrestes y salvajes del Montseny hacen que esta ruta esté llena de pequeños rincones de gran belleza.
Aparco el coche en el párking del restaurante "La Solana de Molins" a pie de carretera en las afueras de Viladrau.
De allí tomo una pista forestal en suave descenso hasta cruzar la Riera Major, y al poco rato me desvío hasta la Masía dels Molins.

Masía dels Molins

Dejo atrás la masía (no sin antes saludar a un par de perros que se me acercan reclamando una caricia...) y tomo un sendero que empieza a ascender entre espectaculares castaños centenarios.
Unos árboles espectaculares, de inmensos troncos, rodeados de gran cantidad de pequeños riachuelos. Una delicia.

Castaños centenarios de retorcidos troncos.

En esta zona agradezco la ayuda del GPS. Hay gran cantidad de senderos y es muy difícil adivinar cual es el correcto.
Empiezo a seguir el Torrent de l'Erola, hasta el Pla de Malataup. Este es uno de los tramos más bellos. El Torrent de l'Erola forma pequeños saltos de agua y pozas de una belleza extraordinaria. Pasaría horas, en este lugar, disfrutando de esta plácida belleza....

Torrent de l'Erola

Pero debo seguir, hasta el Collell, punto donde se inicia el Sot de les Cordes.
Espectacular.
Un paraje majestuoso, a la vez que agreste y salvaje, de paredes de roca verticales en cuyo fondo saltan las aguas de l'Erola, formando preciosas cascadas y pozas.
Cruzo el Sot de les Cordes por senderos de gran belleza, apenas visibles en algunos tramos, y llego al Coll d'Ordials.

Salvaje, agreste... fantástico!

Impresionantes vistas se abren ante mis ojos. Por desgracia no es el mejor día para admirar estas hermosas vistas. Un poco de niebla enturbia el horizonte e impide verlas en todo su esplendor.
Sigo por un sendero cruzando un bosque de robles y por fin llego a los grandes prados de la Serra dels Salaverts.
Este tramo se convierte en un agradable y cómodo paseo, con la Creu de Matagalls ya a la vista.
Paso por la Font dels Cims, imperdonable no refrescarse con su agua fresca.

Font dels Cims

Y ya en pocos minutos la cima de Matagalls.


Creu de Matagalls

Guauuuu...... A pesar de la niebla se adivinan una vistas excepcionales.
En un día claro se puede ver la Badia de Roses, les Medes, la Mola, el Montsec, el Cadí, el Pedraforca, el Canigó, Montserrat..... Incluso, en días especialmente claros, se llega a distinguir la Serra de Tramuntana de Mallorca!
Y como no, les Agudes y el Turó de l'Home, con su inconfundible silueta...


Excepcionales vistas, un poco difuminadas por las nubes.


Preciosa imagen del Turó de l'Home y Les Agudes

Me tomo mi tiempo para admirar la belleza de ese majestuoso entorno e inicio el descenso.
El descenso lo hago por Sant Segimon y la Mare de Deu de l'Erola. Todo un clásico.
Así pues, me pongo en marcha, por un sendero en suave descenso por el Pla de les Saleres Velles, el Pla del Ginebre y el Coll Saprunera.
El sendero sigue hasta Sant Miquel de Barretons, una modesta capilla sobre un risco, a pocos metros por encima de Sant Segimont.
Por cierto, una curiosidad.
¿Alguien sabe de dónde viene el nombre "dels Barretons"??
Se dice que los peregrinos que llegaban a esa capilla, mejoraban el dolor de cabeza si dejaban ahí el sombrero (barret) como exvoto....

Sant Miquel de Barretons

Voy siguiendo las marcas y los indicadores de dirección Viladrau. Ahora ya no tiene tiene pérdida.
Desde esta capilla sigo el sendero en un tramo en fuerte descenso, por un terreno muy rocoso, hasta llegar a una pista y al coll de les Tres Creus.
Una pista forestal indica hacia Sant Segimont, peeeero..... Está cerrado!!
No se puede acceder al recinto. Su estado es bastante ruinoso y está en obras, supuestamente de reabilitación, aunque parece que llevan bastante tiempo paradas.... Una auténtica pena...

Sant Segimont

Sigo un sendero en fuerte descenso, hacia Viladrau.
Cruzo un precioso hayedo y llego al Collet de l'Estornell, y de aquí, por les Marrades, hasta la Riera de l'Oratori. De nuevo me veo sorprendida por un entorno casi mágico, con pequeños saltos de agua y preciosas pozas.

Riera de l'Oratori

Sigo descendiendo por un sendero precioso, paso por l'Oratori de Sant Camil de Lelis, más castaños centenarios y llego a la ermita de la Mare de Déu de l'Erola. Preciosa. Restaurada y muy bien conservada.

Mare de Déu de l'Erola

Sigo en plácido descenso, cruzo el Torrent de l'Erola, paso por can Bosc, y no tardo en llegar al camino por donde ye he pasado esta mañana. Sólo tengo que deshacer el trayecto hasta volver al restaurante "La Solana de Molins", donde he dejado el coche.
Una ruta magnífica.

Can Bosc

Hoy he hecho una cima que conoce todo el mundo, el Matagalls. Pero recorriendo dos trayectos muy diferentes.
Para el ascenso, senderos solitarios, por uno de los parajes más agrestes, el Sot de les Cordes.
Para el descenso, uno típico y muy concurrido: por Sant Segimon y la Mare de Déu de l'Erola.
En conjunto una ruta de una belleza espectacular, para disfrutar en cualquier época del año, aunque desaconsejo en pleno verano, por el fuerte calor. A no ser que se aprovechen las primeras horas del día para el ascenso...
Saludos y... a caminar!

No hay comentarios:

Publicar un comentario